Universo compartido

#YoSoyProVida

#YoSoyProVida

Últimamente y por distintas razones, el aborto y el poder de decisión que tenemos las mujeres sobre nuestro cuerpo, han sido tema a tratar en varias conversaciones y en varios proyectos en los que he participado… Es un tema muy duro de manejar y cada persona tiene sus argumento para aprobar o no, esta práctica, pero hoy les voy a contar lo que pienso sobre eso…

Nunca he pensado que el aborto es la solución al “problema” del embarazo no deseado, se me arruga el corazón nada más de pensar en la posibilidad de acabar con la vida de un bebé… Pueden decir lo que sea sobre las etapas de gestación, es una vida con la que están terminando.

Sé de organizaciones y tristemente me he ido enterando de otras, que se escudan en la planificación familiar, para convertir esta cruel práctica, en uno de los negocios más increíblemente rentables de la historia, más duro aún, con el aval de gobiernos, fundaciones, organizaciones y de las personas…

El corazón, que es el órgano que te dice que estás vivo, aparece aproximadamente en la 5ta semana de gestación, que para los que no saben, son realmente 3 semanas de haber concebido al bebé, porque los médicos cuentan desde la fecha del periodo y de ahí a la fecha de fertilidad pasan aproximadamente dos semanas… Por muy pequeño que sea el feto, por mucho aspecto de garabatico que tenga, a las 3 semanas de estar en tu cuerpo, ya tiene corazón… Escuchar ese latido no tiene precio, la sensación automática en el cuerpo y en el instinto es tan poderosa, que las instituciones que practican abortos, realizan los ecos sin sonido, para que las madres no pueden sentir eso, que muy seguramente sea la causa para cambiar de opinión y no practicarse el aborto.

Puedo entender que hay embarazos de embarazos, no todos son en el “momento adecuado” ni con la personas correcta, muchos son a causa de violaciones y actos devastadores para la vida de cualquier persona… Pero es que esas no son las únicas razones por las que quieren justificar dicho acto tan triste. Conozco de cerca esa terrible decisión, no porque me la practicara, jamás lo he hecho y se me parte el alma de pensar en eso… Amigas, familiares y personas cercanas lo han hecho, ninguna cumple las razones anteriores, todas estaban muuuuy conscientes de lo que hacían, pero la solución al qué dirán fue esa… Y como ellas, infinidad de mujeres se practican abortos a diario para evitar algo que pudieron haber evitado cuidándose o mejor aún esperando el momento indicado.

Trabajo con organizaciones de Derechos Humanos que defienden muchos temas, algunas de ellas el aborto, esas campañas no las apoyo, no creo que la solución sea abrirle las puertas a los miles de villanos que se enriquecen a causa de la muerte de un bebé.

Millones de vidas se pierden al año, porque nos están metiendo en la cabeza que el poder de las mujeres sobre su cuerpo, comienza allí, decidiendo sobre la vida de otro ser humano… Ojalá nos enseñaran a respetarnos y respetar a los demás, el valor del amor en las relaciones por sobre cualquier otra cosa, que la dignidad humana comienza con el respeto a la vida, sin ese famoso poder que nos hemos dado de decidir cuál vida se supone es más valiosa que otra…



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *